Bebé

Consejos para su primer día de guardería

primer_dia_guarderia

Toca el primer día de guardería, ya has agotado la baja maternal, los días de vacaciones y todos los recursos que tenías a tu disposición para alargar el tiempo de disfrute con tu bebé.

Llega el momento de volver a la actividad laboral y has decidido que la guardería es la mejor opción para que cuiden de tu bebé a la vez que le ayudan en su desarrollo físico, emocional e intelectual. Tu elección coincide con la de al menos un tercio de las familias españolas que durante 2016 llevaron a sus hijos menores de tres años a la guardería.

¿Cómo afrontar el primer día de guardería?

  • Primero hay que asumir que iniciar esta nueva etapa no siempre es fácil, ni para niños ni para adultos, así que no hay que agobiarse.
  • Los primeros días de guardería son momentos de inquietud y preocupación para ambas partes. Por un lado, el miedo a la separación y la sensación de abandono pueden generarle mucha ansiedad al niño, mientras que los padres se sienten culpables.
  • Incluso hay pequeños que aprovechan este sentimiento de culpa para ‘chantajear’ a sus padres y conseguir de ellos toda la atención y prebendas posibles.
  • Un buen consejo es ir acostumbrando al niño al momento de la separación poco a poco, transmitir tranquilidad y sentirse seguros y cómodos con la decisión que se ha tomado.
  • ¿Cómo podemos conseguirlo? Se puede empezar de manera gradual dejándolo en manos de familiares o personas de confianza con las que el niño se sienta seguro y a gusto durante unas horas al día hasta que ya esté preparado para enfrentarse a su primer día de guardería.
  • Si esto se realiza poco a poco, favorecerá que el niño asuma mejor la distancia de su madre o de padre. Ya no tendrá esa sensación de abandono traumática porque estará acostumbrado a que su mamá esté ausente durante un rato.
  • También es importante que los padres estén presentes los primeros días que lleven al niño a la guardería, porque son días de transición en los que irá cogiendo confianza con la persona que le recibe y se hará cargo de él.

bebe

  • En el momento de la despedida el primer día de guardería hay que evitar desaparecer a hurtadillas aprovechando que el niño está distraído porque podría vivirlo como un abandono. Lo mejor es despedirse de manera natural no alargando demasiado la despedida y dejándole claro que en la guardería, además de que van a cuidar de él, podrá conocer otros niños y jugar con ellos hasta que sus padres vayan a recogerlo.

Deja un comentario